Envíos GRATIS a partir de 100€ de compra +info

Cómo preparar una maleta para un viaje fotográfico submarino

Cuando empiezas a completar un equipo de fotografía submarina de cierto tamaño y en el que has invertido tiempo y dinero surgen una serie de dudas y preocupaciones en el momento de preparar un viaje internacional de buceo. ¿Qué me llevo? ¿Cómo organizo la mochila para que me quepa todo? ¿Facturo o lo llevo encima? ¿Cómo hago para mantenerlo todo seguro? ¿Tendré algún problema en los controles?

Frontales, carcasas, brazos, cúpulas, rótulas, cámaras, cargadores, cables, focos, flashes… El espacio es limitado y el equipo, que nos ha costado mucho esfuerzo completar, frágil y muy goloso. La planificación a la hora de preparar el equipo, igual que con el resto de material de buceo, es vital. La experiencia en este sentido puede ahorrarte cientos de euros y ayudarte a llegar al destino con todo lo necesario. 

Los kilómetros que llevamos encima el equipo de Kanau recorriendo el mundo en destinos internacionales nos han enseñado algunos trucos que pueden ayudarte en tu próximo viaje fotográfico de buceo:  

1. Intenta no facturar el equipo fotográfico

La posibilidad de que pierdan tu material y que vuelvas sin ninguna foto de un viaje en el que has puesto mucha ilusión e invertido mucho dinero, es, para nosotros, fotógrafos submarinos, descorazonadora. Además, tu querido equipo puede ser dañado en el transporte (ya sabemos cómo tratan a las maletas en algunos aeropuertos) y te pueden desaparecer algunos componentes que en muchos sitios suponen una auténtica fortuna. Puedes facturar algunos elementos que no sean imprescindibles, pero nunca, nunca, elementos de tu equipo que sean necesarios para tu trabajo fotográfico ni muy caros. 

equipaje en aeropuerto-1024x768

Maletas caídas desde un carro de transporte en una pista de aeropuerto

2. Lleva las baterías montadas

La normativa sobre transporte aéreo dice que cualquier equipo electrónico que llevemos en cabina tiene que poder demostrarse que funciona. En el caso de los focos, aunque los lleves de equipaje de mano si llevan algún medio de desconexión de la batería llévala desconectada así evitarás que alguno que no sepa muy bien lo que es se ponga nervioso. Si facturas las baterías, va a ser imposible encender ningún elemento cuando te lo soliciten en los accesos a la zona de embarque,, es más la mayoría de las compañías prohíben baterías en el equipaje facturado. Así que, para evitar disputas e incluso que te requisen la cámara o los flashes, te recomiendo que lleves el equipo siempre con las baterías montadas. Imprimir la normativa de la compañía al respecto,  es una buena idea como te reseño en el punto 6.

foco-con-bateria

La batería del foco debe poder desconectarse, extraerse o tener un dispositivo de seguridad que impida el encendido accidental.

3. Hazte con un trolley discreto

Para viajes internacionales, con muchos kilómetros por aire y otros tantos paseando por el aeropuerto, os recomendamos un trolley para transportar tu equipo fotográfico. Una conjunto completo de fotografía submarina puede llegar a pesar hasta 15 kg y las ruedas del trolley nos aliviarán mucho la carga. Una buena mochila fotográfica también podrá servirte pero tu espalda se resentirá más.

El trolley perfecto para fotografía tiene que estar bien compartimentado y proporcionar rápido acceso a todos los elementos. En cada viaje vas a tener que abrir la maleta en el control de accesos y puedes perder un tiempo muy valioso si estás cerca de embarcar y no eres rápido sacando, mostrando y guardando cada elemento del equipo que te soliciten.

Un detalle importante es que, en la medida de lo posible, nuestro trolley no “huela” demasiado a equipo de fotografía. Con una maleta similar a la que usamos para llevar ropa será más difícil que alguien se interese por vuestro trolley y lo pese, aunque en los controles de seguridad lo van a abrir casi seguro.

Troley-foto-submrina

Este trolley fotográfico tiene dimensiones de cabina y acolcahdo de protección y compartimentación.

4. Piensa en llevar backup

Hay elementos que son muy grandes y que además pueden arañar o dañar algún elemento del equipo. La pletina es uno de los pocos elementos que sí suelo facturar pero para el que llevo siempre backup por si me pierden la maleta. En mi trolley llevo siempre una pletina de backup, más ligera y plana, con la que podré trabajar sin problemas si me pierden la maleta. 

 

5Viaja más ligero con una cámara sin espejo

No voy a sorprender a nadie con esto, cualquiera que me conozca sabe que soy un fanático de las sin espejo de Olympus. Yo desde hace ya 3 años viajo con la OM-D E-M1 Mark II de Olympus y una compacta, antes la TG-5, que he sustituido en los últimos viajes por la Olympus TG-6. Tanto por el peso como por el tamaño, para viajes internacionales donde pasas mucho tiempo transportando tu equipo, la diferencia de llevar una sin espejo a una reflex es enorme. Podrás ir más ligero y contar con más espacio para más material.

tamaño camara sin espejo

En 2018 las cámara sin espejo fueron el tipo de cámaras más vendidas por encima de las réflex. Menos tamaño, menos peso y más presaciones.

6. Imprime la normativa de la compañía con la que vas a volar

Hay ocasiones en las que por diversas razones, a veces por motivos personales del propio agente del control de accesos, se nos comunica que determinado equipo electrónico no puede acceder. El escalofrío que nos recorre el cuerpo cuando sucede solo lo conocen aquellos que lo han vivido. Siempre nos dirán que es por seguridad y normalmente las culpables son las baterías. El problema principal lo suponen las baterías de ion litio pero las que solemos llevar en nuestra gran mayoría son de níquel-metal hidruro que no están prohibidas porque no hay riesgo de explosión. 

La inmensa mayoría de las veces no es cierto y nuestro equipo no supone ningún problema de seguridad. La mejor manera que tenemos de demostrarlo es enseñando la normativa de seguridad de la propia compañía con la que vuelas.

Navega por su web e imprímete, en inglés, la normativa, sobre todo lo relativo a equipos electrónicos y baterías. Podrás así demostrar al agente que está equivocado y que tus baterías, sí o sí, vuelan contigo. 

 

baterias en aviones

En todas las web de las compañías encontrarás la normativa en cuanto al transporte de baterías. Llévalo contigo !

7. Planifica con antelación

Según se vaya acercando el viaje ve anotando los elementos que te acompañarán en el viaje para no llevarte una sorpresa de última hora, el día antes del viaje, cuando ya no puedas solucionarlo. La experiencia nos demuestra que vamos dejando cosas para última hora y he visto en innumerables ocasiones equipos que no han sido operativos porque se había olvidado algún pequeño componente que resulta esencial. Así, además podrás saber si tienes espacio suficiente en la maleta o trolley. Exactamente igual que haces con el resto del equipo de buceo.

Os recomiendo la aplicación Wunderlist, donde crear una lista con tu equipo fotográfico, con el de buceo o con lo que se te ocurra en la que añadir cada elemento que quieres llevar y eliminarlo una vez lo incluyas en el trolley o la maleta. Así lo tendrás todo organizado y no te llevarás ningún disgusto. Cuando crees una lista,  la tendrás para siempre pues aunque puntees todos y cada uno de los elementos según los incluyas en la maleta, quedan como vistos pero los puedes recuperar en el siguiente viaje con lo cual solo realizas el trabajo una vez, además puedes compartir una lista o parte o lo que quieras con quien quieras y lo más importante, es una aplicación gratuíta.

listado wunderlist para buceo

Este en un ejemplo de los listados Wunderlist que utilizo para mis viajes de buceo. Puedes crear listas de todo tipo y para todo

 

Aquí os dejamos un vídeo de mi planificación del último viaje al Mar Rojo con algunos trucos útiles para preparar vuestra maleta fotográfica.

 

Texto y fotos: Juan José Saéz

Share this Post!